La región, Feinmann y la República de Weimar
Por Modesto Guerrero (*)
 
El 14 de noviembre el profesor José Pablo Feinmann publicó un artículo para peguntarse ¿Qué viene después de Weimar? Su interés no era historiográfico, sino actual y político, sobre la Argentina que va de Alberto a lo que viene. Fue calificado en algunas redes de “derrotista” y adjetivos similares.

Por Ignacio Castro Rey

 

 

Fallecido este pasado verano, Jean-Luc Nancy es uno de los filósofo que más han agitado en las últimas décadas las aguas del ansioso bienestar occidental. Desaparecidos hace tiempo Foucault y Deleuze, Lacan y Debord, Nancy es de los pocos -junto con Agamben y Badiou- que han logrado conectar con el eco de las grandes preguntas del siglo anterior. Estamos ante otra herencia de Heidegger y Bataille, de Blanchot. En perpetua discusión con la actualidad de Derrida, Lacoue-Labarthe y Roberto Esposito, el autor de La comunidad desobrada (1987), Ser singular plural (1996) y El ‘hay’ de la relación sexual (2001) no ha cesado de intervenir en los grandes debates filosóficos y políticos europeos.

Eduardo Luis Aguirre dialogó en Multitud con Modesto Guerrero, autor del libro "¿Quiénes mataron a Chávez?".

Un libro sobre la revolución y la tragedia. Una obra que es grato leer de a sorbos y sin pausa sobre la genealogía de los intentos emancipatorios, las singularidades de las formas institucionales que sedimentan alrededor de los liderazgos populares, las conspiraciones, la traición y la eliminación del adversario como método. Es, además, un delicado desarrollo discursivo que se encarga meticulosamente de recorrer y diferenciar lo indiciario, la sospecha, la probabilidad y la verosimilitud. Esa misma prudencia del autor lo conduce al respeto irrestricto de no forzar las certidumbres. Las reserva para los expertos y espera su habilitación por parte de quienes tienen la responsabilidad de explorarlas, de indagarlas y acogerlas o desecharlas. Modesto Guerrero no cae en la tentación de las pesquisas que bien podrían (y deberían) sustanciarse en otros ámbitos. Se reserva el lugar del intelectual que organiza y produce el conocimiento (del Prólogo).

Por Eduardo Luis Aguirre

 

 

 

Algunos hacen como si nada hubiera pasado, imaginan un paréntesis, una pausa, un presente continuo. Muchos otros siguen con los dientes apretados, luchando rabiosamente por la diaria, asediados por las faltas. Otros, quizás sin tenerlo claro, reinician un tiempo de reconfiguración de sus lazos sociales. Aunque sea, con los más cercanos y por eso imprescindibles para permanecer con vida.

Eduardo Luis Aguirre dialogó en "La condición humana" con el investigador Diego Mauro. La noción de Pueblo en el Papa Francisco.

Los precedentes del cristianismo. Los rollos de Qumran y el concepto de pueblo entre esenios y cristianos. Los denominadores comunes. La austeridad, el humanismo, el amor al otro, lo comunitario. Valores que rescata la teología de la Liberación y encarnan los documentos papales. El Papa, un paso más allá. Ecumenismo y religión como límite a la globalización predatoria. Conjeturas, diálogos de pensadores de aquí y de allá. Una conversación apasionante e imperdible, que dota de conceptualidad a la actual relación de fuerzas del mundo.

Por Diego Mauro (*)

 

Desde su llegada al papado en 2013, Francisco no deja de estar en el centro del candelero, suscitando fuertes controversias tanto dentro como fuera del mundo católico. Las disputas han llegado a adquirir cierto dramatismo cuando el propio Francisco reconoció que muchos deseaban que no superara su reciente operación y se preparaban para un futuro cónclave.

Por Eduardo Luis Aguirre


Era esperable. Cada año que trascurre, después de más de cinco siglos de acontecido el encuentro de civilizaciones más importantes de la historia, se profundizan radicalmente dos miradas extremas sobre el 12 de octubre que oscilan entre el genocidio y la leyenda negra. Esa polarización es la mejor manera de dejar de lado en cualquier análisis las enormes complejidades y singularidades que se derivaron de un hecho que cambió para siempre la ecuación del mundo.

Por Lidia Ferrari (*)

 

 

Es difícil comentar los episodios de violencia en Roma si no se quiere dejar de decir ciertas cosas. En Roma hubo una movilización de más de diez mil personas que se manifestaron contra el Green Pass, con episodios de violencia contra la policía y una sede del sindicato italiano. Estas manifestaciones se disparan a partir del certificado que se exige para poder entrar a restorantes, cines, museos y ahora, para poder ir a trabajar.